Se acercan los meses más bonitos del año, los más luminosos y coloridos, los más perfumados y cálidos. Desde Alfonso Catering te animamos a que optes por una boda rústica y vintage en esta estación romántica por excelencia como es la primavera y que elijas entre el amplísimo abanico de cortijos con encanto o jardines donde tus invitados disfrutarán de las excelencias de una climatología que invita al goce.

Las bodas campestres tienen la ventaja de ser más informales e íntimas en las que podéis crear, con la ayuda de nuestros decoradores, ambientes muy especiales. Además, podéis permitiros el lujo de celebrar la ceremonia y la fiesta en el mismo entorno, organizar capeas, utilizar detalles exclusivos y originales en la composición de los espacios… hasta dormir en el lugar donde tenga lugar la celebración.

Debes de jugar con el espacio y los colores y, dado que estáis en el campo, aprovechad las flores silvestres, margaritas, lavanda, girasoles, trigo. Utiliza tonalidades lavadas, tonos tierra, ocres, anaranjados y amarillos y, naturalmente, el blanco y el verde. Combinad la decoración con vuestro vestido, los adornos florales para el peinado y el ramo de novia, trasladará una extraordinaria impresión de equilibrio estético.

 

Celebrar la boda en un cortijo te anima a que juegues en la decoración con antiguos elementos de labranza, carros para las bebidas, muebles desgastados, fotos antiguas, cojines, mantas, flores, tela de arpillera, encajes, cuerdas, mimbre, barricas de vino, alpacas de heno, jarroncitos de cristal tallado o regaderas llenas de flores silvestres, cajas, quinqués, candelabros, velas y, especialmente, la madera. Recuerda señalizar todas las direcciones y espacios abiertos para marcar los caminos, con troncos o tablas, ya que tus invitados desconocen este espacio. Inventa ideas con encanto. Por ejemplo, aprovecha los árboles para crear rincones de luz con quinqués, botes de cristal con velas o lamparitas atadas con lazos o cordeles de las ramas. La iluminación es muy importante en los espacios abiertos así que recuerda que no debe de quedar ningún rincón oscuro, especialmente los que están cerca del buffet o los carros de comida. Debe ser una luz sencilla, acorde con el espacio: no dudes en utilizar las hileras de bombillas.

Alfonso Catering te anima a disfrutar de este fabuloso día de campo con carros y puestos decorados con una estética muy acorde para ofrecerte un menú con alimentos de temporada, pescado recién preparado a la plancha, carne jugosa hecha en el momento, zona de quesos y embutidos, una mesa con verduras y crudités, otra con guisos caseros, una zona de tacos mexicanos o un candy bar con un amplio surtido de dulces y tartas.

Recuerda que si es un espacio al aire libre siempre debes contar con una alternativa a cubierto por si nos sorprende una tarde con chubascos inesperados. Por último, pincha en este enlace para conocer algunas de las fincas donde este sueño bucólico y plagado de guiños románticos se puede hacer realidad.

marzo 4, 2015

Bodas rústicas y vintages, para los amantes de lo único

Se acercan los meses más bonitos del año, los más luminosos y coloridos, los más perfumados y cálidos. Desde Alfonso Catering te animamos a que optes por una boda rústica y vintage en esta estación romántica por excelencia como es la primavera y que elijas entre el amplísimo abanico de cortijos con encanto o jardines donde tus invitados disfrutarán de las excelencias de una […]
BLOG
Español